Mostrando entradas con la etiqueta luger. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta luger. Mostrar todas las entradas

Luger P08 Mauser Sporting-Match







Me van Vds. a perdonar si resulto pesado con el tema de la pistola Luger P08 ,les prometo que esta entrada,al  menos por una temporada,será la última.No obstante  estarán de acuerdo conmigo en que esta arma,por si sola,bastaría para confeccionar un blog monográfico. 
Sabemos que la Luger P08,durante la 1ª y 2ª Guerra mundial,se fabricó en calibre 7,65 mm. y 9 mm Parabellum .Que a lo largo de la historia fue fabricada en distintas factorias o arsenales.Que la DWM (Deutsche Waffen und Munitionsfabriken) era la propietaria  de todas las  patentes.Que  la Erfurt la produjo de 1911 a 1918, la Simson de 1922 a 1935, la Krieghoiff de 1935 a 1945.Que en 1930 la  maquinaria de producción de la DWM fue  transferida a la Mauser que la fabricó hasta 1942.Que la fábrica Vickers la produjo en el año 1921, que a fábrica Berne de Suiza hizo los mismo entre los años 1918 hasta 1942 y que tras varios años,después del fin de la Segunda Guerra Mundial, volvió  a ser fabricada por la firma Mauser.
Tenemos tambien noticias de que en los primeros años del Siglo XX (1907 aproximadamente,creo recordar) se diseñaron  dos piezas,calibre .45, para ser probadas por el Ejercito Americano de las cuales una se perdio o fue destruida, (no lo sé exáctamente).Sus números de serie eran  "2" y "1" ,siendo la número "1"  (conocida actualmente como  "la pistola del millón de dólares) la que se uso en la prueba (no creo necesario decir que no fue seleccionada).

 
 

Sin embargo y en los que me incluyo,no todos sabiamos que en los años 70 la firma Mauser diseñó un modelo específico para el tiro de precisión,el cual por razones que desconozco no alcanzó el éxito esperado.Se trata del modelo "Mauser Parabellum Sporting-Match".
Fácilmente reconocible por sus elementos de mira regulables y sobre todo por su cañón con el mismo grosor en toda su longitud,es una vez más,como no podía ser otra manera,Antonio A. Castellano (Antonio DWM) quién nos amplia la información en el siguiente documento PDF.

Luger P08 callibre .45


Marcas de diferentes arsenales


 Para una mejor visualización usar el modo "pantalla completa"




Tiro de precisión a 25 m. con Luger P08

Pistola Luger P08 Consejos a la hora de comprar,mantenimiento,ajuste,etc




¿Que detalles deberemos tener en cuenta a la hora de comprar una "Luger P08".Que mantenimiento deberemos darle para conservarla en perfectas condiciones.Como realizar los ajustes necesarios.Donde conseguir piezas de repuesto...?
A estas y otras muchas preguntas nos da respuesta Antonio A.Castellanos, (Antonio DWM),buen tirador y experto en este tipo de armas,en el documento PDF que les dejo a continuación.
Antes permitidme una aclaración.He recibido algunas consultas sobre si esta arma se llegó a fabricar en España.En contra de lo que pudiera parecer y dado la "gran afición " que  la industria armera española,entiéndase Eibarresa, demostró en todo momento por la clonación de todo tipo de pistolas,en principio no nos debería parecer extraño;pero no,nunca fue fabricada en España.
No obstante existen pruebas de que durante la Guerra Civil si se fabrico un cargador sobredimensionado de 28 cm. de longitud,del que no aparece reseña alguna en la bibliografia sobre de la P-08.
Los ejemplares fabricados debieron ser muy escasos y por si ello fuera poco venian punzonados como "PAREBELLUN 9 LARGO",obviamente el "LARGO" estaba de más.
Quizás Antonio DWM,tenga más información.



Para una mejor visualización usen el modo de "pantalla completa"




A continuación unos videos sobre el funcionamiento,desmontaje y montaje que pueden resultar interesantes.


Animación



Desmontaje simple



Desmontaje completo



Montaje


Calibre 9 mm. Parabelum




"Si vis pacem para bellum" (Si quieres la paz prepara la guerra). Esta frase bien podría haber inspirado el apellido de un arma y de su cartucho que alcanzarían fama universal.


Introducción.

A pesar de haber cumplido más de noventa años, el cartucho 9 milímetros parabellum es en la actualidad el más extendido en las Fuerzas Armadas y Fuerzas de Seguridad del mundo occidental. Se trata de una magnífica munición para su uso militar y policial sin perder de vista el auge que viene experimentando en el mundo deportivo.

Ejemplo de ello es el Cuerpo de la Guardia Civil, en donde tanto las pistolas españolas marca Star, modelos BM, 28, 30 M, 31 P, 31 PK, Firestar M43, AS, marca Llama modelo M-82, y las extranjeras marca Glock 17 y marca Heckler & Koch, modelo P-7 M 8, como los subfusiles españoles marca Star, modelos Z-70 B y Z-84, así como los alemanes de la marca H&K, modelos MP-5 en sus diferentes versiones , emplean dicho cartucho.

Sin embargo, poco sabemos sobre esta munición: sus orígenes, su historia, sus características, sus posibilidades y sus variedades. Por eso creo que puede resultar interesante al lector conocer algo más sobre este tipo de munición.

Orígenes.

El cartucho 9 milímetros parabellum, 9 milímetros de diámetro del proyectil por 19 milímetros de la altura de su vaina, o más exactamente 8,81 x 19 mm., fue diseñado en el año 1902 en la fábrica alemana de municiones DWM (Deutsche Waffen und Munitionsfabriken), sita en Karlsruhe, para un arma que alcanzaría una fama mítica: la pistola Parabellum o Luger (Pistola-08 según denominación reglamentarla militar alemana). De ahí que en muchos países, especialmente del continente americano, el cartucho 9 milímetros parabellum sea conocido como el 9 milímetros Luger.

Tanto el arma como su munición tomaron este apellido de quien tuvo un papel decisivo en su diseño: George Luger (1849-1923), ingeniero de la DWM, hijo de un dentista, nacido en Steinach (Austria), y que ingresó como cadete en el Ejército austro-húngaro a los dieciséis años de edad, donde llego a alcanzar el grado de teniente,abandonando la milicia en 1872 para contraer matrimonio.

Foto comparativa del 9 mm Parabellun junto a otros calibres

Esa pistola y ese cartucho del calibre 7,65 milímetros parabellum serían probados por una comisión del Ejército de los Estados Unidos. Como consecuencia del resultado de las diferentes pruebas y estudios realizados sobre esta munición, se decidió modificar por la DWM, al objeto de promocionar su empleo militar, la forma de la vaina y montar un nuevo proyectil de 9 milímetros. Acababa de nacer el cartucho 9 milímetros parabellum. Más potente y con mayor poder de detención que su hermano pequeño del 7'65.

Su bautismo seria el día 21 de mayo de 1903 durante una reunión que mantuvo George Luger con un grupo de oficiales del Ejército americano que formaban parte de la comisión de evaluación (Teniente Coronel Pitman y los Capitanes Thompson y Pierce). Sin embargo, por diferentes motivos, ni la pistola ni su cartucho serían adoptados por aquel país.

En cambio, el día 12 de diciembre de 1904, la Marina de Guerra alemana los declaró reglamentarios, haciéndolo también poco después, concretamente el día 22 de agosto de 1908, el Ejército alemán. Así empezó su ascensión hasta nuestros días.

El cartucho 9 milímetros parabellum fue el primer tipo de munición para pistola que se barnizó en sus juntas para preservarlo de la humedad y del aceite. Originariamente en Alemania, y hasta el afío 1915, la vaina montó un proyectil de forma troncocónica que después se modificó por el de tipo ojival que es el que actualmente conocemos. En Italia el primer tipo de bala daría lugar al desarrollo de un cartucho muy similar, aunque de menor potencia denominado 9 milímetros Glisenti para su pistola reglamentarla modelo 1910.




El 9 mm. en el mundo

El buen poder de detención y la suficiente capacidad de penetración hicieron, entre otras de sus virtudes, que se fuera propagando por numerosos países, diseñándose para su uso armas de calidad excelente.

Durante la Segunda Guerra Mundial (1939-1945) el empleo de esta munición en los subfusiles arrojaría también un resultado muy satisfactorio desde el punto de vista militar. Su magnífica evaluación probada en combate y la necesidad de unificar calibres entre sus países miembros haría que en el año 1953 fuese declarado reglamentario por la OTAN (Organización del Tratado del Atlántico Norte), cambiando su denominación de 9 MILIMETROS PARABELLUM por la de 9 MILIMETROS NATO (Nord Atlantic Treaty Organization). De esta forma se contribuyó a normalizar y racionalizar sus condiciones balísticas y generales.

Las especificaciones de la OTAN para el cartucho 9 milímetros NATO PARABELLUM están contenidas en un documento llamado STANAG (Standar Agreement) número 2.319 y desarrollado en el Manual ACI116-D/148.

En ellos se recoge que el proyectil o bala debe tener un peso entre 6,99 y 8,29 gramos; una precisión a 50 metros que dé un radio menos de 76 milímetros; que la fuerza de engarce sea superior a 20 kp; la presión en recámara menor de 3.000 kp/cm2; no estanco; una energía de boca no inferior a 55,3 kpm, ni superior a 82,95 kpm y en consecuencia perforar el casco de acero de un combatiente a 23 metros de distancia.

En Estados Unidos empezaría a librar una seria lucha frente al también mítico 45 ACP (Auto Colt Pistol). La firma Colt sacaría al mercado en el año 1951 su pistola modelo Commander y la firma Smith & Wesson su famoso modelo 39 en el año 1954. El duelo finalizaría en el año 1985, cuando es adoptado el 9 milímetros NATO Parabellum como cartucho oficial de sus Fuerzas Armadas y se declaraba reglamentaria la pistola italiana marca Beretta modelo 92-F (según denominación militar americana: M-9). La legendaria pistola marca Colt, modelo 191 1 A- 1, calibre 45. ACP había empezado a ser historia.

Como ejemplo de su uso policial en dicho país, la Policía del Estado de Illinois lo tiene adoptado oficialmente junto a su arma reglamentaria: la pistola marca Smith Wesson modelo T38.

9 mm. corto (9x17) y Parabellum (9x19)


9 mm. largo (9x23)


El 9 milímetros parabellum en España.

Como consecuencia de la Primera Guerra Mundial (1914-1918), se inicia la producción de este cartucho en España y más concretamente en la Pirotecnia Militar de Sevilla. Desde el principio se fabricó con el proyecta tipo ojival blindado.

La Fábrica Nacional de Toledo inició su producción en el año 1918. Durante las primeras décadas no se fabricaron grandes cantidades en relación a otros cartuchos, ya que el número de armas que empleaban esta munición era todavía pequeño.

Eran los tiempos en que el extraordinario cartucho denominado 9 milímetros largo,era el "rey".

En España el 9 milímetros parabellum llegó a denominarse también 9 milímetros Especial para diferenciarlo así del 9 milímetros largo (9 x 23) y de 9 milímetros corto (9 x 17).

La firma Gabilondo y Cía, de Elgoibar (Guipúzcoa), fabricaría con la marca Llama la primera pistola de calibre 9 milímetros parabellum española. Después seguirían Unceta y Cía, de Guernica (Vizcaya), con sus modelos Astra 600 y posterior 800 (Cóndor), y Bonifacio Echevarría, S. A., de Eibar (Guipúzcoa), con sus modelos Star B, y Súper B. Durante las siguientes décadas se fabricaran numerosos modelos que alcanzaron y siguen alcanzando gran prestigio en el mundo entero compitiendo con éxito con las mejores marcas extranjeras.

En este punto hay que citar forzosamente la pistola marca Llama, modelo 82, que por Orden 121/00004/1984, de fecha 13 de junio, fue declarada de necesaria uniformidad en el Ejército español.

En los años 1952 y 1954 se diseñaron y fabricaron cartuchos para su uso deportivo con muy buenos resultados. La Fábrica Nacional de Palencia colaboraría en múltiples ocasiones montando vainas y proyectiles procedentes de la Fábrica Nacional de Toledo, llegando en algunos casos incluso a fabricarlo.

En el año 1959 se fundó la Empresa Nacional Santa Bárbara de Industrias Militares (ENSB),que incorporaría las antiguas fábricas militares. Esta nueva empresa, propiedad del Instituto Nacional de Industria (INI), organismo público autónomo creado en el año 1941, sería desde entonces y hasta nuestros días el único fabricante español de la munición 9 milímetros parabellum.

Mención especial merecen por su trabajo en el desarrollo de nuestro cartucho a lo largo de los años siguientes los entonces Tenientes Coroneles Dorda y Núñez, así como el Comandante Melero.

A finales de los años setenta se inicia el estudio y fabricación en la Fábrica Nacional de Toledo, con carácter experimental y por encargo de la Dirección General de Seguridad de diversos tipos de cartuchos del calibre 9 milímetros parabellum, al objeto de estudiar los efectos producidos por municiones empleadas por bandas terroristas.

Así se hicieron réplicas del alemán marca "GECO", fabricado por la Gustav Genschow & Company (las cajas de cartón que contienen la munición llevan impresos en tampón azul y en su cara inferior la letra "A", que es la misma que lleva el culote de la vaina); del belga "FNB", fabricado por la Fabrique Nationale d'Armes de Guerre (ídem que el anterior, salvo que la letra es la "B"), y del francés "SFM", fabricado por la Societé Française des Munitions (ídem que las anteriores, salvo que la letra es la "F").

En el año 1972 se fabrica experimentalmente en el Polígono Industrial de Carabanchel (Madrid) un cartucho de 9 milímetros parabellum diseñado por el General Dorronsoro con la pretendida finalidad de ser utilizado como material antidisturbios. La bala era esférica y de acero cobreado, siendo su alcance eficaz de unos 100 metros y su alcance máximo de 200 metros.

A principios de la década de los ochenta, la empresa Plásticas Oramil, S. A., de San Sebastián (Guipúzcoa), fabrica cartuchería de plástico color blanco translúcido y de oro viejo (fogueo) y de plástico azul (tipo reducido o de entrenamiento). Entre los calibres fabricados se encuentra precisamente el calibre 9 milímetros parabellum. Su alcance eficaz es tan sólo de 10 metros.

También a principios de los ochenta, pero en la Fábrica Nacional de Toledo, se diseñó y fabricó munición subsónica, cuya principal característica es poseer una velocidad inferior a los 340 m/s para evitar la onda de la boca de fuego que tiene un sonido muy acusado, teniendo que aumentar para ello el peso de la bala y disminuir la energía en boca.

A finales de los ochenta el Cuerpo Nacional de Policía solicitó el encargo a la Fábrica Nacional de Toledo de la fabricación de cartuchos de bala cilíndrica ojival de punta hueca y cilíndrica troncocónica ojival de punta chata, pero no se obtuvieron los resultados deseados.

El 9 milímetros parabellum y sus variedades.

En la reciente y magnífica publicación "Cartuchería Española", escrita por los Oficiales Superiores del Ejército don Angel Molina y don Alfonso Orca, verdaderas autoridades en la materia, clasifican y detallan hasta 38 tipos de cartuchos de 9 milímetros parabellum, fabricados en nuestra patria (ordinarios, blindados, semiblindados, expansivos, trazadores, subsónicos, antidisturbios, montería, deportivos, supervivencia, alcance reducido, fogueo e instrucción)



Actualmente, en el resto del mundo la variedad de proyectiles que monta este cartucho es tan extensa que será objeto de un futuro artículo. Como botón de muestra hablaremos de tres modelos de balas perforantes que aparecieron a principios de la década de los ochenta y cuya disponibilidad en el cartucho 9 milímetros parabellum dentro de España es muy difícil.

  • Tipo Arcane. Que deriva de la palabra latina "arcanus" que significa "secreto". Monta una bala troncocónica maciza de cobre puro y utiliza una pólvora llamada G-S7.

  • Tipo Alia. La bala es de forma troncocónica, siendo el núcleo de acero extraduro envuelto en una aleación ligera de aluminio, aumentando su velocidad en un 55 por 100.

  • Tipo THV (Très Haute Vitesse). La bala es de forma parábola invertida con una impresionante capacidad de penetración en blindajes y aceros especiales y con un gran poder de detención cuando actúa sobre el cuerpo humano.

El 9 milímetros NATO parabellum reglamentario en la Guardia Civil.

El Catálogo de Municiones (T-0-7-2), reglamentario Ejército Español establece como fecha tope de empleo de este cartucho para armas automáticas (subfusiles) una antigüedad inferior a diez años, desde su fabricación y con más años de esa edad para su uso en armas no automáticas (pistolas y carabinas), considerándose como alcance eficaz del proyectil el de 50 metros y el del alcance, máximo el de 2.300 metros.

El cartucho 9 milímetros NATO parabellum que actualmente se emplea para armas reglamentarias procede de la Fábrica Nacional de Toledo (ENSB), monta una bala blindada ojival roma cubierta por una envuelta de latón 72/28 y su peso es de 7,40 gramos y aloja una cápsula iniciadora del tipo Berdan, con 20 miligramos de mezcla de tetrinox y su peso es de 18 miligramos. El barniz entre la cápsula y la vaina es de color rojo desde mediados de 1986, siendo anteriormente de color verde.

Carga 0,46 gramos de pólvora filiación 373, desarrollando una velocidad inicial de 425 m/s y una energía de boca de 68 kpm, y conforme al STANAG 2319 de la OTAN la presión en recámara es inferior a 3.000 kp/cm2 y la precisión a 50 metros es menor de 76 milímetros. En definitiva, un buen y potente cartucho.

Fuente:Jesús Núñez, "Técnica Profesional" de la Revista profesional "GUARDIA CIVIL"

Pistola Luger Mod.P08 Cal .45



Pistola P08 (Luger) calibre .45

Pues nó,no es que esta entrada este repetida;en efecto se trata de una pistola modelo P08,ya publicada en entrada anterior,tambien conocida como Luger,nombre que le pusieron los americanos,muy dados a estas cosas,en honor al inventor del calibre del mismo nombre;pero como decía, una Luger muy peculiar,tanto es así que se puede considerar como pieza única y por ende,sin miedo a equivocarme,una de las pistolas "más cara del mundo",siempre y cuando ,nos refiramos a pistolas de serie y sin entrar en el material en que esten fabricadas.
Se trata en efecto de una pistola marca Luger ó P08,como guste llamarla,
calibre.45 y precisamente en su calibre radica su rareza.
Esta, es un poco, su historia.

En 1906,el Ejército Americano,decidió hacer unas pruebas de evaluación, con diversas armas suministradas por diferentes fabricantes, como la propia Colt, Luger, Savage, Knoble, Bergman, White-Merril, y Smith & Wesson. Con referencia a la famosa pistola Luger, es interesante mencionar, que el Ejército norteamericano ya había adquirido anteriormente, a principios de siglo, un lote de 1.000 pistolas Luger calibre .30 Luger (7,65mm), las cuales fueron sometidas a prueba por la Caballería, quienes encontraron muy interesante el sistema semiautomático, una verdadera revolución tecnológica para la época. Sin embargo, por lo que a las Luger en particular se refiere, éstas fueron consideradas poco adecuadas al uso abusivo y operativo de su personal. Por ese motivo, el lote completo, marcado US Property, fue vendido como rezago, siendo dichas piezas muy buscadas por los coleccionistas en la actualidad.


Las Luger enviadas para evaluación en esta nueva oportunidad, fueron 5 ejemplares recamarados para el calibre .45, las cuales, como es de imaginar, alcanzarían posteriormente, precios astronómicos en el mercado del coleccionismo de nuestros días. Actualmente parece ser que solo se conoce el paradero de un ejemplar de ellas.¿Que fué de las cuatro restantes.........?

Y pensar que por poco la Luger le gana la competencia a la Colt calibre .45; imaginense por un momento a los soldados americanos en Normandía con pistolas Luger; .............cosas del Tio Sam.

(NOTA)
A fecha de hoy 6/03/2010 la pistola Luger cal .45 se encuentra en proceso de subasta en una galería de los EE.UU.El precio estimado es de $1.000.000, alcanzando a esta feha la cantidad de $ 320.000.

Calibre .45 sus orígenes


Los origenes del las armas automaticas del .45 pueden rastrearse en la necesidad del ejercito estadounidense de una arma corta para reemplazar a su revolver Colt U.S. Revolver, Caliber .38, M1892 Army.
Este revolver de doble accion habia sustituido al legendario Colt Single action Army M1873 mas conocido como “Peacemaker” ( pacificador) o Colt Frontier ( frontera) en calibre .45 long Colt.
Si bien su balistica terminal era mas que aceptable el arcaico diseño de tambor fijo hacia el proceso de carga y descarga bastante tedioso.
Sin embargo el 38 long Colt era un cartucho de prestaciones bastante modesta, con carga de polvora negra disparaba una bala de plomo desnudo ojival de 158 granos ( 10,25 gramos) a 253 metros por segundo.
Cuando se lo empleo con polvora sin humo la velocidad inicial trepó apenas a 265 m/seg.
La debilidades del M1892 como arma de guerra quedaron claramente manifestadas en los combates antiguerrilla que se sucedieron luego de la Guerra Hispano-Norteamericana.
En estos los norteamericanos debieron enfrentarse a musulmanes Filipinos que no muy contentos con cambiar a su viejo conquistador por nuevos imperialistas se les enfrentaron de forma energica hasta el fin de las hostilidades en 1913.




En estos combates los juramentados “Moros del Jolo” ( aunque no solo de esa isla sino tambien otros lugares del archipiélago) completamente “encordados” o sea envueltos en soga de cañamo ( que si bien no era un chaleco de kevlar ayudaba a contener las hemorragias y protegia en alguna medida de heridas de arma blanca) y en muchas ocasiones enervados por el uso de drogas opiaceas cargaban contra los odiados yanquis armados a veces tan solo con un Campilang ( especie de machete) y un escudo. Los militares norteamericanos se dieron cuenta rapidamente que incluso impactado varias veces con su revolver .38 los atacantes conseguian su objetivo, esto era matar a machetazos a un soldados de USA.
A tal punto llego el descontento con el revolver M1892 que muchos soldados y oficiales mandaron a pedir sus viejos Colt 1873 que pese a estar claramente anticuados, mantenia un saludable poder de parada gracias a los 11,43 mm de diámetro y el notable peso de su proyectil.
Los estamentos militares Estadounidenses tomaron nota de estos hechos y decidieron que se necesitaba algo mejor.
Fue así que, en 1904 fue creado un cuerpo de investigaciones, encabezado por el Cnel. John T. Thompson (creador de la famosa ametralladora que lleva su nombre) y el Cnel. Louis A. La Garde, quienes llevaron a cabo una investigación, a través de un procedimiento experimental que, a los ojos de nuestros días, puede ser juzgada como poco científico , sin embargo es el primer intento de obtener resultados estadisticos del el poder de parada de un proyectil
Se trabajo en mataderos, disparando a ganado bovino y porcino, observando el comportamiento de distintos calibres disponibles en la época, sino que también se realizaron aquellas famosas pruebas de disparar a cadáveres humanos, suspendidos de cables, para verificar el efecto de los impactos y el grado de movimiento que generaban en los miembros de los mismos.
De cualquier manera, esta comisión, llegó a la conclusión que, el calibre ideal que necesitaba el Ejército de los EE.UU. para su próxima arma de puño reglamentaria, debía poseer un diámetro de 0,45 de pulgada, (11,43mm) y una velocidad minima de 250 m/s para ser capaz de alcanzar un poder de detención adecuado.
John M. Browning, venía experimentando con mecanismos de pistolas de alimentación automática, desde finales del siglo XIX, y sus investigaciones y desarrollos, habían dado por resultado, sus primeras patentes para pistolas semi automáticas de 1900, 1902 y 1903, fabricadas por FN de Bélgica, y por Colt de los EE.UU., recamaradas para el calibre .38 Auto (de dimensiones similares al actual .38 Super Auto, pero de muy inferiores prestaciones). Browning estaba convencido de que el futuro en materia de armas de puño para uso militar y policial, estaba en las pistolas semiautomáticas, teniendo como antecedentes, a las pistolas Borchardt-Luger y las Mauser ("broom handle").
Al ser anunciado públicamente, el propósito del ejército de buscar una nueva arma de puño para dicho calibre, John Browning escuchó con atención y su mente brillante vislumbró la posibilidad de aprovechar su experiencia con sus pistolas calibre .38 para realizar los cambios necesarios para manejar un calibre mucho más grande y potente, como el que buscaban los militares de su país.
Para ello, debió diseñar un nuevo cartucho, para cumplir con el requerimiento del Ejército, que emplearía una bala encamisada de aproximadamente 234 grains, en el calibre requerido de 0,45", para proceder a crear una nueva pistola que lo pudiese disparar, basada en sus anteriores .38 pero de mayor tamaño y robustez.
Después de realizar algunos prototipos, y de ponerse en contacto con la firma Colt, a la cual había vendido sus anteriores patentes para la fabricación de las pistolas calibre .38, Modelos de 1900, 1902 y 1903, Browning firmó un nuevo convenio de cesión de sus patentes, por la cual Colt produciría la nueva pistola. De este nuevo desarrollo, surgió la primera versión de la pistola calibre .45 conocida como Modelo de 1905. El nuevo cartucho, sería patentado como .45 ACP (por "Automatic Colt Pistol").

Pistola Luger para artillería Mod.1917



Esta pistola fue fabricada por la DWM, iniciales de la Deutsche Waffen und Munitionsfabrik (Fábrica de Armas y Municiones Alemana),en 1917, ya en el ocaso de la Primera Guerra Mundial. Fue pensada para surtir a los soldados que necesitaban un arma corta precisa a larga distancia, como era el caso de los destinados al arma de artillería.

Sobre 1907, una comisión del ejército comenzó a experimentar con una Luger de Marina Mod. 1904, la cual tenía un cañón de 150 mm y estaba equipada con unas miras ajustables hasta 600
El diseño fue completado alrededor de 1912; se trataba de una Luger con un cañón de 200 mm sobre el que descansaba un alza de elevación tangencial con la particularidad de que, a la vez que se elevaba, se desviaba hacia el lado izquierdo para compensar la desviación lateral que, a larga distancia, y por girar la bala a derechas, se producía. Éste alza puede ser ajustada en 9 posiciones, de 100 a 100 metros hasta los 800 m, considerándose posición base la de 50 metros.
Además de por su cañón más largo y por la citada alza, se diferencia de la P.08 “normal” por la falta de el alza trasera de estas, y porque en la parte superior de la corredera tiene un pequeño rebaje para acomodar la citada alza tangencial.

En julio de 1913, siguiendo el consejo de la citada comisión, el emperador Guillermo II firmó oficialmente la adopción del arma en cuestión que fue denominada “Lange Pistole 08”.

En febrero de 1914, con el estallido de la Primera Guerra Mundial, el ejército prusiano estimó que necesitaba de unas 209.000 unidades para cubrir sus necesidades.
La Artillería Imperial fue la primera en usarla, pero otras unidades, como las famosas Sturmtruppen (Tropas de Asalto) también las utilizaron al igual que la recién creada Luftwaffe en los combates aéreos, siendo portada por los copilotos para disparar contra los pilotos enemigos o sus motores, pero fueron las Sturmtruppen, en el frente de Francia, las que le sacaron mayor partido.

La Primera Guerra Mundial se distinguió por la guerra de trincheras. Debido a esta circunstancia fue emergiendo entre los soldados la filosofía del “vive y deja vivir”, prefiriendo permanecer bajo el cobijo de sus trincheras antes que enfrentarse a un sangriento asalto frontal. Ante esta actitud, los oficiales optaron por las infiltraciones tras el territorio enemigo utilizando pequeños grupos fuertemente armados y con un objetivo marcado. En ellas, las Luger de Artillería con sus cargadores de sartén de 32 cartuchos se convirtieron en protagonistas al erigirse en verdaderas “escobas de trinchera”.

El cargador de sartén fue la solución para dotarla de más potencia de fuego, pues los 8 cartuchos de su cargador normal eran escasos para este menester. Su historia es la siguiente: en 1915 y 1916 Friedribh Blum, un austriaco que vivía en Budapest, patentó varios diseños de cargadores del tipo sartén para aumentar la potencia de fuego de rifles y pistolas. Era capaz de contener 32 cartuchos y se desconoce cuándo y cómo los militares alemanes se enteraron de su invención, pero pronto supieron apreciar su potencial. En octubre de 1916 el departamento de Guerra Prusiana anunció que a las tropas de asalto armadas con la Luger de Artillería se le entregaría, junto con sus culatines, un cargador de sartén, pero el elevado coste de éste hizo que fueran pocas las unidades fabricadas, por lo que es un elemento muy apreciado por los coleccionistas, llegándose a pagar por ellos más que por la propia pistola para la que había sido concebido.
Fueron tres los fabricantes de este cargador: Gebrüder Bing A.G. de Nurenberg, AEG de Berlín y la Vereinigten Automaten-Fabriken Pelzer & Co de Colonia.
De las 209.000 unidades de esta arma inicialmente solicitadas, sólo se produjeron unas 190.000 pues su construcción finalizó a la par que la Primera Guerra . De estas 75.000 fueron construidas por la fábrica Erfurt y 115.000 por la DWM.







Producción por años:

1914…. ERFURT…. 22.000
1915…. DWM….…... 6.000
1916…. DWM….…. 18.000
1917…. DWM….. 130.000
1918…. DWM….... 14.000
TOTAL................ 190.000 Aprox.

En el manual reglamentario de la “Lange Pistole 08” se puede leer:
“Tenida en cuenta su alta potencia de fuego (asume que utiliza el cargador de tambor de 32 cartuchos) y fácil manejo cuando se utiliza como una carabina ligera, puede ser usada eficazmente contra blancos del tamaño de una cabeza a una distancia de 600 metros. La precisión a 800 metros es factible si el alza se adapta perfectamente. El proyectil penetra cráneos de caballos y cascos de guerra a 800 metros de distancia”. Muy optimistas estos alemanes…

Tras la derrota en 1918, las cláusulas del Tratado de Versalles de 26 de Junio de 1919 prohibieron a los alemanes la producción y tenencia de armas cortas de calibre superior a 8 mm y de una longitud de cañón de más de 100 mm, por lo que la Luger Artillería, que utilizaba una munición de 9 mm y poseía un cañón de 200 mm estaba doblemente prohibida.

Algunas fueron a parar a los arsenales donde se les acortó el cañón, convirtiéndolas en P.08 “normales” y así recobrar su servicio en las unidades de policía de la República de Weimar, condenando al resto al fin poco glorioso de la destrucción. Sólo se permitió que permanecieran en servicio las destinadas a la Marina de guerra; estas fueron las que se salvaron.
Parece ser que también tuvieron un pequeño papel en el devenir de la Segunda Guerra Mundial. En el libro “The Luger Pistol” de Fred Datig cita una serie de documentos fechados en Marzo de 1940 en los que la Wehrmacht solicita 8.000 pistolas Luger P.08 de Artillería o, en su defecto, pistolas Mauser C.96 para reemplazar a los fusiles Mauser Kar-98 usados por cuerpos motociclistas adheridos a las unidades antiaéreas de la Luftwaffe.

Así, un documento del 10 de Abril de 1940, firmado por el Teniente General responsable de la intendencia de la Luftwaffe, señala que, de las Luger P.08 de Artillería solicitadas, sólo han recibido 200 unidades, cubriéndose el cupo con 7.800 pistolas Mauser C.96 para las unidades destinadas en tierra.

Si se tiene en cuenta que la mayoría de las 190.000 unidades fueron destruidas, se pueden considerar a las que están en manos de coleccionistas como verdaderas rarezas.

Características

Nacionalidad:Alemana
Longitud:324 mm.
Peso:1,05 kg.
Cañón:190 mm.
Calibre 9 mm.
Rayado:6 r. dextrorsum
Capacidad: 8 / 32 cartuchos (tambor)
Vel. inicial:380 m./seg.
Alza:Hasta 800m.
Fuente:Colección Jesús Madriñán
http://www.jmfirearmscollection.com

Subfusil Beretta Mod. 38A - 38/42 - 38/44 - 38/49


Mod 38/49

Mod. 38/44

Mod. 38/42

Mod. 38 A

Italia ha tenido un papel importante en la historia del subfusil. Al Víllar-Perosa mod. 1915, le cabe el honor de ser históricamente el cabeza de lista. Arma curiosa, ya que poseía dos cañones (realmente eran dos armas unidas), y fue concebida en origen como arma ligera de apoyo.
Aunque para un pleno florecimiento habría que esperar a la Segunda Guerra Mundial cuando surgieron varios modelos, casi todos ellos del Beretta mod 38, que datan de la posguerra.
Fueron todos de interesante diseño con unos mecanismos de excelente fabricación y acabado incorporando diversas mejoras en sus tres versiones y habiendo sido utilizado no sólo por los italianos, sino igualmente por otros países como Alemania, Rumania y Argentina.
Ya en plena Segunda Guerra mundial Beretta lanzó el mod. 42 que mejoraba notablemente al anterior y que, como toda arma que surge en esa clase de circunstancias sufrió un notable proceso de simplificación, gracias al cual fue posible abaratarla y obtener grandes series. Incorporó otros avances que dos años más tarde dieron lugar al mod. 44 cuyo éxito lo revela el hecho de que, finalizada la guerra, se mantuvo en servicio en muchas unidades italianas y extranjeras.
Todos los modelos están basados en el primero,es decir en el 38A,simplificados y adaptados a las exigencias de la producción en siere.Todos ellos poseen un gatillo anterior para el fuego semi-autimático y otro posterior para el fuego a ráfaga-



M938A M1938/42 M1938/49
Calibre
9x19mm Luger / Parabellum
Peso
4,2 kg 3,27 kg 3,25 kg
Longitud
946 mm 800 mm 798 mm
L. Cañón
315 mm 213 mm 210 mm
Cadencia de tiro
600 d.p.m.
550 d.p.m.
550 d.p.m.
Alimentación
10,20,30,40 cartuchos
20 ó 40 cartuchos
20 ó 40 cartuchos
Tiro efectivo
200-250 m. 150-200 m 150-200 m

Pistola Lahti Mod. L 35



Lahti Mod. L 35


Pistola Husqvarna M/40

Diseñada por Almo Lahti y fabricada por Valtion,fábrica estatal Finlandesa,fue ideada en principio para los calibres 7,65 y 9 mm.;pero el primero quedó solo como prototipo.La Lahti se convirtió en la pistola oficial de las Fuerzas Armadas Filandesas en 1935,prestó servicios durante la campaña contra los rusos en la primera parte de la Segunda Guerra Mundial,en la que demostró ser particularmente fiable a muy bajas temperaturas.
Aunque tiene un parecido general con la Luger (y aun mucho mayor con la Husqvarma m/40 ) ,ello es solo en apariencia ya que las dos son bastantes distintas mecánicamente.La Lahti,en el momento del disparo,tiene su cierre bloqueado,produciéndose su separación del cañón al cabo de un breve recorrido en el retroceso,que continua aquel hasta completar su ciclo habitual.El sistema de bloqueo tiene una clara influencia de la Bergmann-Bayard al llevar una pieza móvil en forma de “U” invertida sobre el cerrojo, trabándolo con la corredera durante el disparo. Al producirse el retroceso y consiguiente desbloqueo, esta especie de puente sube y se oculta parcialmente dentro de aquélla, permitiendo que se cumpla el ciclo de expulsión y recarga, para volver a bajar trabando nuevamente al quedar lista para disparar.
En Finlandia sólo se fabricaron en la factoría VKT (Valtion Kivääritehdas) situada en Jyväskylä. Tras la Segunda Guerra Mundial el nombre de la fábrica cambió por el de Valmet (Valtion Metallitehtaat Tourulan Tehdas). Todas van marcadas en las cachas con las letras VKT correspondientes a las iniciales de la primera factoría.


La producción total de la pistola Lahti L-35 entre 1935 y 1945, año en que se dejó de fabricar, fue inferior a las 9.000 unidades (de las que 6.000 se sirvieron al ejército y el resto al mercado civil y a la exportación), lo que la hace una de las pistolas más apetecibles de cara a los coleccionistas de armas del siglo XX.El mecanismo incluye un acelerador de cierre,que consiste en una palanca curvada,diseñada para incrementar la velocidad de retroceso de éste.Las Fuerzas Armadas suecas utilizaron también otra versión de esta pistola a la que denominaron M/40.

Características

Pais:Finlandia
Longitud:239 mm.
Peso:1,25 kg.
Cañón:119 mm.
Calibre:9 mm.
Rayado:6 r.,dextrorsum
Capacidad:8 cartuchos
Vel, inicial:335 m/seg.
Alza:Fija

Pistola Walter Mod. P 38




La idea de la doble acción no es nueva ni excesivamente original, a principios de siglo ya hubo varias que la incorporaron aunque desde luego casi todas en 6,35 Browning (25 ACP ) y con escasa aceptación comercial.
Fue Fritz Walter en su factoría de Zella Mehlis, Turingia, Alemania, quien a partir de 1919, después de un intenso trabajo comienza a producir una pistola excelente en acabado y funcionamiento de uso policial y civil muy bien dimensionada para poder utilizarla de uniforme en funda exterior o de paisano convenientemente disimulada en funda interior o bolsillo, que se llamo modelo PP (Polizei Pistole = pistola de policía) y que poseía la posibilidad de ser disparada en doble acción sin necesidad de armar el martillo, actuando solo sobre el disparador si estaba alimentada su recamara, pasando de acción sencilla en los siguientes disparos hasta agotar la munición del deposito o cargador.
Poco después aparecía un modelo idéntico en características pero de tamaño reducido llamado PPK de igual significación que la anterior añadiéndole una K sobre la que existió polémica, pues unos dicen que por "Kurtz" que significa corta, pues efectivamente era mas corta que la anterior, otros que "Klein" que quiere decir pequeña y era desde luego mas pequeña que la primera y finalmente, otros, que "Kriminal" pues parece que se desarrollo para la Kriminal Polzei (Policía de lo criminal) que iba de paisano y por eso necesitaba un arma mas potable y disimulable con prendas de calle. Parece que esta última versión sea la más cierta o al menos la mas extendida y admitida.






Estas dos armas disparaban unos cartuchos de potencia mas bien marginal como son el 22 LR, 6,35 Browning (32 ACP) y 9mm, corto (380), su éxito de ventas fue grande al apoyarse en la extensa y bien organizada red comercial que Alemania poseía en aquella época.
Ello hizo que Fritz Walter pensase en desarrollar un arma militar de parecidas prestaciones y características para el ejército de su País y de otras naciones. Así en 1936 y 37 aparecen varios modelos; unos con martillo ocultos y otros exterior, con el nombre de HP (Heere Pistole = Pistola militar) que disparaban el cartucho 9mm Parabellum.
En 1938 era oficialmente adoptada por el ejército Alemán y en 1939 por el sueco cuyo contrato no pudo servirse por desencadenarse la Segunda Guerra Mundial.
La sustitución de la pistola P-08, Luger o Parabellum, en el ejército alemán era inevitable pues esta arma a pesar del fanatismo número de sus adeptos había sido ampliamente superada en concepto, mecánica y métodos de producción prácticamente en la totalidad de su categoría que existían en el mundo.




Era cara de producir, con el utillaje costoso y lento de elaborar, requiriendo un ajuste final a mano y con intercambiabilidad de piezas prácticamente inexistente. Además se entorpecía con facilidad y poseía puntos críticos donde rompía con facilidad. También era exigente con la munición a disparar que debía ser de un standard de calidad muy alto. Por estas razones el Oberkommando der Wehrmacht (alto mando de las fuerzas armadas alemanas) vio con agrado la P-38 que carecía de estos defectos.
Su producción era sencilla y en ella se introducían las modernas técnicas de estampación de chapa en piezas menores como eran: el disparador, la retenida y la tapa superior del cierre, en donde se aceptaban las piezas esenciales de varios de los mecanismos principales.
Personalmente opino que con una remodelación del arma y ciertas modificaciones, esta podría producirse en casi su totalidad por estampación. En ella se han sustituido los muelles de fleje por helicoidales mas duraderos y fiables.
Su cargador es prácticamente recto en contraste con el inclinado de la P-08, el espacio de expulsión es amplísimo permitiendo fácilmente la evacuación de la vaina del cartucho disparado y la elasticidad de funcionamiento con muy diversa calidad de munición y clima la hace enormemente versátil. Se puede decir que es un arma moderna y actual a pesar del tiempo transcurrido.(click para ver video)

En la foto superior tenemos un modelo,quizás menos conocido, de la Walther P38 ,tiene el cañón de una menor longitud,80 mm, su denominación es P38K.La "K" corresponde al término alemán"kurz," en castellano "corto". También se fabricaron modelos con el cañón aún más pequeño, de unos 66 mm., el cual apenas sobresalía por el frente, por lo que el punto de mira estaba colocado diréctamente en la corredera.El motivo del desarrollo de este modelo tan curioso sería la necesidad de una pistola en calibre 9mm Parabellum pero de menor tamaño, para dotar, supuestamente, al personal "de paisano" de la temida Gestapo.


< ....Hace unos días me he dado una vuelta por su web y permítame una opinión-sugerencia: considero que el apartado dedicado a la Walther P.38 no está a la altura de las otras armas, sobretodo considerando su importancia. Acabo de hacer un exaustivo estudio sobre ella que puede ver en mi web y si Ud. lo considera mercedor, está a su disposición........>

El párrafo anterior es parte del mensaje que en su dia me envió el Sr. Don Jesús Madriñán,considerado unos de los mejores coleccionistas de armas de nuestro pais y autor de la página web "J.M.Firearms Collection",la cual por cierto, os recomiendo:
http://www.jmfirearmscollection.com
No dudé por un instante el aceptar el ofrecimiento que me hacía.Por un lado,los conociminentos sobre el tema, más que demostrados, de su autor y por otro la importántísima transcendencia que esta pistola supuso para la historia de las armas cortas ,no me dejaban otra opción,aunque si bien,debo reconocer que no es ésta la primera vez que "abuso" de su generosidad.Algunas de las entradas de "Armas de fuego" están basadas en sus homólogas de "J.M.Firearms Collection".
Seguidamente os transcribo el artículo completo en cuestión.


"En 1933, con la subida de Adolf Hitler al poder, el Tratado de Versalles dejó de estar vigente unilateralmente para los alemanes y las fábricas comenzaron tímidamente a producir armas de guerra. La Segunda Guerra Mundial se estaba convirtiendo en más que una posibilidad. Así, en 1935 la OKH siglas de Oberkommando des Heeres (Alta Comandancia Militar del Ejército), convocó un concurso para dotar a sus fuerzas de una nueva arma corta para sustituir a la veterana Luger P.08.
Habiéndolo intuido, ya desde inicios de la década de 1930, Walther había comenzado a experimentar con el diseño de una pistola semiautomática del calibre 9 mm Parabellum, su Modelo HP. Uno de los motivos que había animado a los militares a cambiar de arma, se basaba en lo complejo y caro que resultaba la fabricación de la P.08, sin embargo con la P.38 el coste de producción bajó sólo un 12%, mucho menos de lo previsto, costando por entonces una P.38, 32 marcos contra los 35 de la Luger.
Se exigía que el arma fuera semiautomática, del 9 Parabellum, fácil de montar y que sus piezas fueran fácilmente sustituibles. Además de Walther, se presentaron al concurso Mauser y Sauer & Sohn, pero la favorita era la HP de Walther.
A requerimiento de los militares se le hicieron algunos retoques, modificándose su nombre por el de P.38 (P de pistole y 38 del año), siendo declarada oficialmente reglamentaria el día 26 de abril de 1940.
Los estudiosos opinan, con un margen de error del 5%, que la producción de la P.38 por las tres fábricas que la elaboraron fue la siguiente: Walther: 583.000 ejemplares ,Mauser: 369.000 ejemplares ,Spreewerke: 304.000 ejemplares

IDENTIFICACIÓN Y CLASIFICACIÓN

Para el coleccionista es muy importante la clasificación de la P.38, pues según la fábrica y el código que lleve, su valor varia sustancialmente. Hay que fijarse principalmente en estos 3 puntos claves:
1º- El Nombre o el Código del fabricante. Si las tropas aliadas se hicieran con material bélico alemán y este estuviera punzonado con el nombre de la fábrica y la fecha en que fue elaborado, sabrían las que continuaban en activo, ordenando su destrucción. Para evitarlo, los alemanes suplieron el nombre de las fábricas por códigos, así las pistolas P.38 construidas por Mauser portaban las letras “byf”, las de Walther “ac”, y “ciq” las fabricadas por la Speewerke.
2º- El Año de Fabricación. Este va unido al código del fabricante y se compone de las dos últimas cifras del año en curso.
3º- El Número de Serie: Consta siempre de cuatro cifras que van del 0 al 9999 seguidas de una letra minúscula. Todas las P.38 construidas durante la IIGM llevan marcados los punzones de control militar (WaffenAmt en alemán), consistentes en un águila con las alas abiertas sobre una cruz esvástica o sobre un número que corresponde al buró de inspección responsable de dicho control, siendo las letras WaA que aparecen frecuentemente en armas alemanas de esa época, el diminutivo de WaffenAmt.

FÁBRICA WALTHER

Las P.38 de Walther producidas antes de Noviembre de 1940 son meramente testimoniales. Estas son el modelo MP-PP que era un híbrido de la Walther PP. calibrada para 9 mm. Parabellum y que no pasó de prototipo al igual que el siguiente: el Modelo AP.


MODELO HP
Nació en 1937 como resultado del desarrollo de los prototipos anteriores y fue el predecesor de la definitiva P.38. Se hicieron 6.200 ejemplares con la inscripción Mod. HP. Lucían un soberbio acabado de un precioso pavón azul brillante. Este modelo fue con el que ganó Walther el concurso convocado por la OKH. Se continuó produciendo durante toda la guerra con destino a las altas autoridades militares. También tuvo su clientela en el mercado civil; estas ibas punzonadas con el WaA acompañado de la letra “N”.


CÓDIGO ZERO

Cuando salió esta serie, la pistola ya tenía el nombre oficial de P.38 y se caracteriza por llevar la cifra “0” delante del número de serie.
Se fabricó exclusivamente para dotar a algunas fuerzas especiales a modo de evaluación. Se produjeron entre 10.000 y 13.000 y en la parte izquierda del carro lleva el célebre logotipo de Walther consistente en una banderola con el nombre de la firma en su interior, característica que compartía con los modelos predecesores. Su WaA (águila/359) estaba repartida por distintas partes del arma.


CÓDIGO 480
Antes de que a Walther le correspondiera el código “ac” tuvo entre Junio y Octubre de 1940 el representado por las cifras “480”. Su producción fue de 7.200 ejemplares. Fue la primera de las P.38 en llevar las cachas de baquelita decoradas con canaladuras horizontales.


CÓDIGO “ac 40”
En octubre de 1940 se le dio a Walther el código “ac” y sólo durante ese mes en toda la guerra no fue acompañado del año de fabricación. Por fin en noviembre y diciembre se le aplicó el año, naciendo así la pistola P.38 ac.40, que es el de esta colección y que está considerada por los expertos como la P.38 mejor construida de todos los tiempos. Su WaA, así como el de las ac 41 y 42 fue el de Águila/359. El acabado mecánico de esta serie es excepcional y lo mismo ocurre con el estético, ya que Walther le aplicó un delicado pulido a espejo que precedía a un pavón de altísima calidad: un negro azulado uniforme y brillante.
Estas características la convierten en la P.38 más cotizada por los coleccionistas.
Se puede encontrar con el código y el año en la misma línea o en dos superpuestas que sería como se marcarían sus sucesoras. Se estima en 10.000 las unidades de P.38 ac40 producidas. Todas fueron destinadas, como premio por su eficiencia, a pertrechar a las tropas que habían tomado parte en las exitosas campañas de Bélgica y Francia.

CÓDIGO “ac 41”
En 1941 se acabaron las alegrías del ejército alemán y la producción de P.38 ac41 se masificó, lo que conllevó el fin del cuidado acabado de sus predecesoras, volviéndose paulatinamente más tosco a medida que la guerra avanzó.
En ese año se fabricaron 110.000 unidades con lo que comenzó a ser conocida en los frentes de Europa y del Norte de África.

CÓDIGO “ac 42, 43 y 44”
En 1942 se fabricaron 120.000, en 1943, 150.000 y en 1944, 130.000. Durante este último año y debido a su enorme demanda, Walther tuvo que subcontratar algunas de sus piezas a la Boehmische Waffenfabrik de Checoslovaquia, cuñadas Águila/WaA76, y a la FN belga, marcadas Águila/WaA140.

CÓDIGO “ac 45”

Hasta el mes de abril en que terminó la guerra fueron producidas 32.000 unidades.
Entonces las condiciones de trabajo eran tan precarias que las piezas pequeñas se fosfataban en vez de pavonar. También se cambió la fisonomía exterior del arma en pequeños detalles, por ejemplo las ranuras transversales del martillo que hacía que este no resbalase pasaron de ser 8 ó 9 a sólo 3 grandes y profundas, característica que compartió con las fabricadas en Spreewerke.
En abril de 1945 las tropas americanas tomaron la fábrica Walther en Zella-Mehlis, encontrando almacenadas en sus instalaciones grandes cantidades de piezas de la P.38. Con la firma del final de la guerra en Europa, dichas instalaciones quedaron en manos soviéticas que las desmantelaron, pero con las piezas encontradas se armaron muchas P.38 que fueron a parar a los arsenales de la policía de la República Federal Alemana.

FÁBRICA MAUSER
Mauser Waffenfabrik se durmió a la hora de ver que los militares iban a cambiar de arma corta reglamentaria, ganándole por la mano Walther que llevaba desde principios de la década de 1930 con ese proyecto mientras Mauser estaba sumida en la fabricación de sus modelos 1914/34, HsC, C.96 y P.08, así como en su célebre fusil de infantería 98K.
En 1942, dada la imposibilidad de la Walther de hacer frente a la enorme demanda existente de P.38, la Mauser comenzó también a fabricarla bajo el código “byf” y con el WaA Águila/135, cambiándose a finales de 1943 por Águila/WaA135.
Las P.38 fabricadas por Mauser durante 1942 y 1943 tienen un acabado exquisito. No ocurriendo lo mismo con las “byf 44” en la que muchas de sus piezas fueron subcontratadas a la FN, siglas de la Fabrique Nationale d´Armes de Guerre de Herstal, en Bélgica, que los alemanes rebautizaron como DWM Werk Lüttich, y en la que instalaron una oficina regional de WaffenAmt. Allí operaban 12.000 obreros forzosos, meros esclavos reclutados por los nazis y obligados a trabajar en condiciones inhumanas, y si a esto le unimos que las máquinas no estaban especializadas en la fabricación de esta pistola, comprendemos como los expertos militares alemanes de la época definieran su producción como de caótica. Así podemos ver que las Mauser “byf 44” lucen un pavón gris mucho menos cuidado y vistoso, teniendo en ocasiones dos tonos, el de la Mauser y el de la FN.
En 1945 la firma estrenó un nuevo código, el svw/45 en dos líneas y sus P.38 venían completamente fosfatadas salvo el cañón que se siguió pavonando. La producción de la svw/45 terminó el 20 de abril de 1945, siendo el número de serie de su última P.38 fabricada el 3549f.
Al final de la guerra, las instalaciones de la fábrica quedaron en manos francesas y las P.38 que todavía estaban almacenadas en ellas pasaron a formar parte de su armamento.

FÁBRICA SPREEWERKE

Técnicos venidos de la fábrica Walther instruyeron a los trabajadores de la Speewerke Gmbh Metallwarenfabrik, situada en el suburbio de Spandau de Berlín, en la fabricación de la P.38, comenzando su fabricación en mayo de 1942. Esta fábrica tenía una sucursal en el pueblo checoslovaco de Hradek nad Nisou. Las allí elaboradas sufren de mala reputación por parte de los coleccionistas, aunque en su defensa he de decir que estas críticas deberían ser destinadas sólo a su acabado, pues técnicamente funcionaban tan bien como las fabricadas por Walther o Mauser.
En cuestión de acabado es cierto que son las más rudimentarias.
Su mala reputación viene dada por, además de por no tener el renombre de las otras dos, su periodo de fabricación que coincidió con la peor época de la guerra para Alemania, el comprendido entre 1942 y abril de 1945, donde la velocidad de producción primaba sobre la calidad. Usaba el código “cyq” y su control de calidad era Águila/88. Al final de la guerra se cambió por “cvq”, desconociéndose el motivo de dicho cambio. Las P.38 elaboradas en esta fábrica son las únicas que no portan el año de su producción.

P.38 POLICIALES
Las P.38 destinadas a los cuerpos policiales del III Reich se distinguen porque el punzón de la esvástica va acompañada con las siguientes letras mayúsculas: K, F, L, C, B o D (no confundir con las de la letra N de los particulares). El significado de estas letras es un misterio; unos defienden que la letra L, por ejemplo, pertenecía a la Landespolizei y que la K a la Komunalpolizei, otros defienden la teoría de los localismos, así la K pertenecería a la policía de Köln (Colonia) y la B a la de Berlín, pero debido a los bombardeos y a la perdida de la información, son sólo eso, teorías.


CACHAS P.38

Apenas se ha escrito sobre las cachas de baquelita de la P.38 fabricadas durante la IIGM, por lo que espero que este apartado de un poco de luz a este tema y que los felices poseedores de tan bella arma puedan corroborar su originalidad. Fueron dos las empresas que las fabricaron: Julius Posselt y AEG, siglas de Electricitäts Allgemeine-Gesellschaft.

CACHAS WALTHER

IDENTIFICACIÓN INTERIOR:

- Fabricante: AEG. - Waffenamt: Águila/359. - Número de serie: Portan los tres últimos dígitos del número de serie del arma. - Círculos: Portan 3 pequeños círculos que nos aportan la siguiente información:. Superior: En él van embutidas las letras “MD”, iniciales de Steatliches Materialprufungsamt Berlín-Dahhlem (Supervisión de Pruebas de Material del Estado del barrio berlines de Dahhlem), sobre las cuales lleva un número que identifica la fábrica. El de esta colección es un “38” que era el código de la AEG. Bajo las iniciales “MD” va una “z” seguida del número 2 ó 3, que es la composición de la baquelita. Intermedio: no lleva inscripción alguna. Inferior: Dentro lleva el número P1529 en la cacha izquierda y P1528 en la derecha. Bajo estos, va otro del 1 al 9, pues cada molde servía para hacer sólo 9 piezas y así nos indica el orden en que se fabricó. En cambio, las de la fábrica Spreewerk van del 1 al 12, señal de la mayor calidad para las fabricadas para Walther y Mauser.

IDENTIFICACIÓN EXTERIOR:
Color: De castaño oscuro a negro, salvo un paréntesis que va de mediados de 1943 a mediados de 1944 en que se fabricaron en color marrón rojizo. Líneas: Alrededor del orificio para el tornillo portan, recortadas para dejar sitio a este, 6 líneas acanaladas horizontales.

CACHAS MAUSER

Comparte con Walther el mismo fabricante y la misma morfología exterior. En el interior portan el Waffenamt Águila/135. No llevan los números P1529/1528. También tienen 3 círculos, los dos inferiores sin marca y el superior lleva V7 sobre las iniciales MD y debajo los números 57, 41 ó 31 que es la composición de la baquelita.

CACHAS SPREEWERK


IDENTIFICACIÓN ANTERIOR:
- Círculos: llevan en el círculo superior las iniciales "MD" y encima “1W” que es el código de la fábrica Julius Posselt, y en el círculo inferior un número del 1 al 12, ya que cada molde servía para hacer sólo 12 piezas, indicando así el orden en que se fabricó.
IDENTIFICACIÓN EXTERIOR:
- Color: Ídem a las anteriores. - Líneas: Alrededor del orificio para el tornillo portan sólo 5 líneas acanaladas En 1941, con la masificación de la producción, se eliminaron todas las marcas internas por lo que sólo las podemos identificar por el número de acanaladuras exteriores. Al ser el mismo en Walther que en Mauser la diferencia entre ambas se hace imposible. La pistola Colt 1911 A.1 y la P.38 están consideradas como las mejores armas cortas de la Segunda Guerra Mundial. La pistola de esta colección fue una de las protagonistas del artículo titulado “Walther P.38. Protagonista de la Historia” de la afamada revista española ARMAS."

UN POCO DE HISTORIA SOBRE LA FIRMA "WALTHER"
La Walther en un principio -entonces un pequeño taller- estaba ubicada en el pueblo alemán de Zella-Mehlis perteneciente a la región de Turingia (uno de los 16 estados federados de Alemania).
Este, junto con Erfurt y Suhl formaban los 3 centros más importantes de esta región dedicados a la metalurgia. El trabajo sobre metales en Zella se remonta a mitad del siglo XV y la primera Asociación de Maestros Armeros fue fundada en 1593. Karl Walther, fundador de la firma, nació en este mismo pueblo en 1860. Estudió metalurgia y se forjó trabajando en las fábricas y, con 26 años abrió una tienda-taller donde fabricaba y vendí­a sus armas a una escala muy pequeña, pues sólo contaba con 1 ó 2 aprendices. Al principio, eran armas destinadas a usos cinegéticos: escopetas y rifles para caza, armas que no conllevan grandes problemas para su fabricación.
Pero al poco tiempo, debido a la aceptación de sus armas, comenzó a fabricar revólveres de defensa tipo Velo-Dog y pistolas monotiro de precisión.
Tuvo tres hijos, Fritz, Georg y Erich, siendo el primero de ellos el que se dedicarí­a con más entusiasmo al negocio familiar. Animado por ellos y por su primo, Friedrich Picket -famoso armero fundador de la casa Arminius dedicada a la fabricación de revólveres- comenzó a proyectar una pistola semiautomática, sacando en 1908 al mercado la primera de estas caracterí­sticas diseñada por su nieto Fritz, quien se habí­a inspirado en las pistolas FN Browning. Era de calibre 6,35 mm. y la denominaron Modelo Nº 1. Gracias a su éxito, Walther siguió vendiendo y realizando nuevos diseños hasta nuestros dí­as. La Primera Guerra Mundial significó el empuje definitivo de la firma, pasando a ser una industria dependiente del ejército. Una Waffenfafrick. Karl Walther murió en 1915 y el negocio lo continuaron sus hijos.
Debido al Tratado de Versalles de 1919 en el que los aliados prohibieron a Alemania fabricar armas de guerra, la fábrica Walther volvió a sus orí­genes y continuó con la fabricación de armas deportivas. En 1933, con la subida de Adolf Hitler al poder, el Tratado de Versalles dejó de estar vigente unilateralmente para los alemanes y las fábricas comenzaron tí­midamente a producir armas de guerra. En 1935 trabajaban ya a pleno rendimiento. La Segunda Guerra Mundial se estaba convirtiendo en más que una posibilidad. Durante esta época fue cuando diseñó y fabricó las que, posiblemente, sean sus pistolas más conocidas: La Walter PPK y la P-38. Al terminar la contienda, el pueblo de Zella-Mehlis quedé en territorio ruso.
Fritz Walther logró pasarse a la zona occidental, erigiendo definitivamente la fábrica en la ciudad de Ulm, cerca del rio Donau.
Hoy en dí­a, la Walther, continua siendo una de las fábricas de armas más importantes del mundo y cuenta con una magní­fica producción, entre las que destacan las destinadas a tiro de precisión, siendo muy galardonadas en las competiciones en las que han participado.

Jesús Madriñán
(http://www.jmfirearmscollection.com/arma/58)

Características


Procedencia: Alemania
Tipo :Pistola semiautomática
Calibre: 9mm Parabellum
Tipo de acción: Inercia retardada
Longitud total: 215mm
Longitud del cañón: 127 mm
Peso total: 960 gr
Capacidad: 8 cartuchos
Estriado: 6 estrías dextrógiro
Velocidad de salida del proyectil: 351m/s
Elementos de puntería: fijos









BUSCADOR INTERNO - AHORRE TIEMPO INTRODUZCA MARCA O MODELO

CONTACTO

Por causas ajenas la función "PUBLICAR COMENTARIO" se encuentra deshabilitada temporalmente.Para cualquier tipo de información,consulta o simplemente para dejar un comentario, pueden dirigirse a la siguiente dirección:
historiadelasarmasdefuego@gmail.com